viernes, 30 de abril de 2010

Me lo robaron todo...y me dejaron sin nada.


Me pregunto dónde se habrá escondido la ilusión, si ha dejado de existir, si ha desaparecido o simplemente las cosas han cambiado y necesito vivir cosas nuevas, tal vez sea que haya perdido la razón, que la locura haya absorbido mis pensamientos y que mis esperanzas se hayan visto reducidas a polvo, ya solo es vivir por vivir, algo que está ahí y no sirve para nada, algo sin ninguna utilidad que lo único que provoca es estorbo, un mueble cubierto de polvo, estático durante años, en el que a veces se guardan cosas, se guardan recuerdos, se guardan pequeñas esperanzas y al final llega alguien y se lo lleva todo sin darte cuenta, se llevan tu alma y te dejan seco y sin vida, un cuerpo carcomido por las termitas, que parece fuerte y resistente y si lo tocas se rompe en mil pedazos, una vez estaba tan abrumado de vivir que pensé que me había cansado de respirar y cada vez empecé a hacerlo tan lentamente que caí en la inconsciencia pero por desgracia desperté a la mañana siguiente, la tragedia no es morir sino poder hacerlo en cualquier momento y que no ocurra.

1 comentario: